15 ene. 2018

CAMBIO DE PLANES


Quiero empezar confesando que me ha costado días, por no decir semanas, sentarme frente al ordenador para dedicarle un ratito a esto del blog. Supongo que mi cabeza esta centrada en otros asuntos y claro, cuando algo comienza a convertirse en una obligación y deja de disfrutarse malo... Pero tenía estas fotos desde hace casi un par de meses y Jose - increíble pero cierto - me ha animado a publicarlas. Así que aquí estoy, reposando mis 200 gr de arroz mientras aporreo el teclado del ordenador y hago tiempo para ir al gym.
Muchos de vosotros ya sabéis el motivo por el que ando "flojeando" por aquí, pero me apetecía compartirlo con el resto, con aquellas personas que, aún sin conocerme de nada, me regalan un ratito de su tiempo en cada una de mis publicaciones. Y es que ya desde el pasado verano, cuando anduve apenas sin tiempo para nada más que la recta final de nuestro último proyecto, decidí que había llegado el momento de que esta afición mía por la moda quedase en un segundo plano. Al fin y al cabo, no es algo que me reporte ningún beneficio, al menos económico, y por aquel entonces, terminar a tiempo Plaza Río 2 se convirtió en el único de mis empeños... El asunto es que la obra terminó, el centro inauguró y, aunque retomé las publicaciones, ya nada era lo mismo... Me costaba horrores salir a hacer fotos porque, francamente, sentía que tenía millones de cosas mejores que hacer. Así que lo fui dejando, publicando tal vez un par de veces al mes hasta ahora que, con las Navidades de por medio, he aprovechado para desconectar del todo.
Quiero aclarar que con esto no pretendo deciros un adiós definitivo. Mi intención no es cerrar el blog, ni mucho menos, pero si tomármelo con mucha más calma. Los que me conocen ya saben que yo soy de blanco o de negro, sin termino medio (¿verdad Zipita?). O me vuelco al completo en algo o lo dejo radical. Pero honestamente creo que esta postura mía es un error garrafal. Existe una amplia gama de grises y hay tiempo en la vida para todo (solo hay que saber organizarse y priorizar). Y adoro la moda, en serio que me fascina, es solo que este mundillo "blogueril" me ha sobrepasado tremendamente. Le he robado demasiado tiempo a mi familia, a mi misma, anteponiendo mi "afición" a casi cualquier cosa, y ya está bien... Quiero centrarme más en otros asuntos. Dedicarle tiempo a otras aficiones mías que de verdad disfruto y que me llenan muchísimo.
Porque a pesar de que no todo el mundo entienda el porque de "vivir eternamente a dieta", para mi el fitness se ha convertido en un estilo de vida que me hace realmente feliz. Y al fin y al cabo, eso es lo que cuenta, ¿no? Dicho esto, puede que me de por mantener las actualizaciones en la misma linea o tal vez publicar entradas más relacionadas con el fitness, no sé... Simplemente pretendo escucharme y oye, lo que surja.
En cualquier caso, agradeceros vuestro apoyo y vuestro tiempo, pues sin vosotros detrás esto no tendría demasiado sentido.
Así pues, millones de besos y gracias, gracias, gracias.